Contáctanos

salud

Alimentación macrobiótica

Publicado

en

La macrobiótica no es una dieta, es una forma de entender cómo nos relacionamos con nuestro entorno

La Macrobiótica se expresa desde sus inicios como una forma de vida, con una serie de principios y prácticas que buscan la armonía en beneficio del cuerpo, la mente y el planeta. Es una guía que sirve de ayuda para elegir la forma de nutrirse y el estilo de vida que nos puede beneficiar.

¿De dónde viene la macrobiótica?

La macrobiótica proviene de las antiguas tradiciones medicinales orientales, concretamente de Japón, con más de 5000 años de antigüedad. Estas tradiciones, combinadas con las tradiciones occidentales del siglo xx en adelante, han ido evolucionando de una forma muy restrictiva hacia un enfoque más abierto y adaptado al momento actual.

Foto: George Oshawa

Fue George Oshawa, nacido en una familia de samuráis, quien de modo revolucionario dió forma a la macrobiótica y la trajo a occidente. Hizo más de 200 libros y escritos y formó a discípulos como Michio y Aveline Kushi, Herman y Cornelia Aihara o Lima Oshawa, que posteriormente han difundido su filosofía alrededor del mundo. Oshawa, tratando de curarse de una tuberculosis, encontró las enseñanzas del Dr Sagen Ishizuka que influenciaron todo su trabajo. El Dr Sagen fue un médico que fundó un movimiento llamado «Shokuyō» (食 養 «Alimentos para la salud»), donde estableció una teoría de la nutrición, basada en la dieta oriental tradicional a base de cereales integrales y vegetales y las ciencias médicas occidentales. Oshawa, que era un gran visionario, dedicó su vida a difundir la macrobiótica, recuperando y disponiendo para todos este gran saber.

Conceptos clave sobre la macrobiótica

  • La filosofía macrobiótica parte de que estamos continuamente influenciados por lo que comemos  y por el entorno (ubicación, clima, la estación, la calidad del agua y del aire) y nos enseña a:
    • Saber seleccionar los alimentos más naturales, íntegros, orgánicos y frescos.
    • Proporcionar bien el plato.
    • Preparar los alimentos y cocinarlos adecuadamente siguiendo los principios del yin y el yang, con métodos de cocción diversos y tradicionales.
    • Adquirir hábitos de orden e higiene en la cocina, de comer con moderación, de masticar bien.
  • Enfatiza en la importancia de llevar una alimentación y unos hábitos de vida apropiados a nuestra condición (nuestras características propias).
  • Considera la enfermedad como un intento de nuestro cuerpo de retornar a un estado más armónico con el entorno natural.
  • Promueve una alimentación basada en alimentos vegetales y desaconseja la carne, los productos lácteos y los alimentos procesados.

¿Qué nos puede aportar la macrobiótica?

La macrobiótica, tanto si solo somos unos iniciados como si nos adentramos en profundidad, nos puede ayudar desde un buen principio a aprender a utilizar los efectos curativos de cada alimento. Por otro lado, nos enseña a cocinarlos según el efecto deseado y a saber combinarlos entre sí de forma coherente a nuestro estilo y etapa vital.

Foto: iStockPhoto

La macrobiótica no es una dieta, es una forma de entender cómo nos relacionamos con nuestro entorno. Basada en la observación de miles de años de cómo la naturaleza se transforma y cómo nosotros nos movemos con ella, no se trata de un sistema dogmático cerrado. Todo depende de cómo la interpretemos y utilicemos. Si la comprendemos sin rigidez, puede convertirse en una herramienta muy beneficiosa para relacionarnos de otra manera con los alimentos. 

Primeros pasos en la macrobiótica

La macrobiótica, en esencia, explica la vida en base a la observación del orden natural. Se basa en la comprensión del ying y el yang y de los ciclos de las trasformaciones o movimientos que se producen en la naturaleza y en nuestra vida. Podemos trasladar esta comprensión a nuestro día a día, para aplicar ese natural orden a nuestro plato y forma de alimentarnos.

Para comenzar a entenderla y aplicarla, podemos comenzar por leer libros, practicar recetas, estilos de cocción y aprender a elaborar platos equilibrados. Asímismo, podemos acudir a una consulta personalizada  para que un profesional nos recomiende los alimentos más adecuados a nuestra condición y constitución. Si queremos  profundizar más, es necesario comprender las bases de la teoría de la medicina oriental.

Foto: iStockPhoto

El yin y el yang en la alimentación

El yin y el yang establece una forma de explicar la dualidad constante que se da en la naturaleza. Todo lo que forma parte de la vida se expresa en forma de cualidades contrarias, así como la noche y el día, el frío y el calor, la luz y la oscuridad, lo masculino y lo femenino y la vida y la muerte.

Utilizando este principio dual y aprendiendo a aplicarlo a los alimentos y a nosotros mismos, podemos determinar qué alimentos nos convienen según cómo nos sentimos, qué alimentos nos enfrían o nos calientan, cuáles nos activan o nos relajan, cuáles nos centran o nos dispersan. Este sistema conlleva a una alimentación equilibradora.

Por ejemplo, se enfatiza el consumo de alimentos moderados o más neutros como  los cereales y los vegetales, que tienen cualidades que producen efectos menos extremos que  la carne, los embutidos, el café, el acohol y los helados.

Las cinco transformaciones en nuestra vida

El ciclo de las cinco transformaciones es una forma de entender el movimiento constante en el cual se manifiesta la vida. La vida que se manifiesta a través de un flujo de energías contrarias y contínuas, yin y yang. Y a su vez, se expresa a través de cinco movimientos principales que se relacionan entre sí, todos ellos  reflejados en todos los estados de la naturaleza.

A cada una de estas transformaciones se asocia todo lo que existe en el universo, comenzando por los elementos de la naturaleza como el agua, el fuego, la tierra, el metal o la madera, siguiendo por las estaciones, los órganos, los colores, los alimentos, las horas del día, nuestras emociones y así sucesivamente.

La comprensión de las cinco transformaciones puede ayudarnos a comprender lo que necesitamos en cada estación, etapa de la vida, momento del día o estado de salud. Asímismo, constituye una herramienta que nos puede ayudar a componer un plato muy «equilibrado»: se trata del plato que contiene los cinco movimientos de la naturaleza expresados como agua, madera, fuego, tierra y metal. Un plato balanceado en nutrientes y energía elaborado para nosotros, en consonancia con la estación y con nuestra condición, que nos hará sentir  satisfechos y completos.

Comenta y comparte para que más gente conozca este tipo de alimentación!

GastroMakers es un espacio dedicado a promover la cultura gastronómica del mundo.

Advertisement
Hacer un comentario

Escribe tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 + 5 =

salud

Qué comer antes de acostarse si se quiere dormir bien

Publicado

en

Foto: iSrockPhoto

Algunos alimentos que deberías comer antes de ir a dormir

Música relajante, evitar todas las pantallas digitales, meditación, hay un sinfín de formas que supuestamente prometen una buena noche de sueño. En opinión del experto en sueño Sammy Margo, podría ser tan sencillo como comer los alimentos adecuados antes de acostarse.

Margo, autor de The Good Sleep Guide (La guía del buen sueño), reveló que no sólo ciertos alimentos pueden ayudarnos a dormir, sino que los incorrectos pueden mantenernos despiertos.

Recientes nvestigaciónes han revelado que la personas hoy en día cada ves más, se sienten privados de sueño, y la causa puede radicar en la relación de comer y dormir, la afición a los alimentos picantes, la cafeína y el alcohol puede ser la causa. Alrededor de un tercio de la gente lucha contra el insomnio, y a juzgar por las sugerencias de Margo, todos deberíamos comer alimentos más asociados con el desayuno antes de ir a la cama.

Los cinco alimentos que deberías comer antes de acostarte:

1. Plátanos Aunque generalmente se considera un alimento energético, los plátanos son ricos en magnesio, que relaja los músculos, y también contienen serotonina y melatonina, que favorecen el sueño.

2. AlmendrasConocidas como una gran fuente de grasas saludables, las almendras también están repletas de triptófano y magnesio, “que ayudan a reducir de forma natural la función muscular y nerviosa a la vez que estabilizan el ritmo cardíaco”, según Margo.

3. Miel

Una sola cucharadita de miel es suficiente para estimular la liberación de melatonina en el cerebro y desactivar la orexina (que nos mantiene alerta), ayudándote así a relajarte.

También te podría interesar leer: Una reflexión de los alimentos

4. Avena

Además de ser otro alimento rico en vitaminas, minerales y aminoácidos que favorecen la melatonina inductora del sueño, la avena favorece la producción de insulina y eleva de forma natural el nivel de azúcar en sangre.

5. Pavo

Una de las fuentes más famosas de triptófano, el pavo es también una gran fuente de proteínas y te hará sentir lleno para que no te despiertes por la noche con hambre.

Alimentos para dormir bien
Foto: iStockPhoto

Y esto es lo que debes evitar consumir antes de acostarte:

1. Alcohol

Aunque un vaso de vino (o la bebida que elijas) te ayude a dormir, el alcohol te impide conciliar el sueño profundo.

2. Queso

¿Alguna vez has oído decir a la gente que tiene sueños extraños después de comer mucho queso? El queso duro contiene altos niveles del aminoácido tiramina, que hace que el cerebro se sienta más alerta.

Así que, a pesar de nuestra afición a la tabla de quesos después de la cena, comerlo sólo hará que te resulte más difícil conciliar el sueño.

3. Comida picante

¿Alguna vez has tenido problemas de digestión después de comer curry? Además de la indigestión, los pimientos contienen capsaicina, lo que dificulta la regulación de la temperatura del cuerpo y, por tanto, un sueño menos tranquilo.

4. Alimentos grasos

Los alimentos grasos son difíciles de digerir para el estómago y son más propensos a causar acidez, lo que hace más difícil conciliar el sueño. “Los alimentos grasos ricos en proteínas, como el bistec, se digieren lentamente y pueden alterar nuestro ritmo circadiano”, afirma la experta.

5. Café

Quizás sea obvio, pero la cafeína que contiene el café hace que no sea recomendable antes de acostarse: el estimulante permanece en el organismo durante mucho tiempo y se pueden seguir sintiendo los efectos incluso diez horas después.

“Mientras que determinados alimentos y bebidas pueden resultar reconfortantes, los que son picantes, tienen cafeína o son ricos en grasas y proteínas pueden causar estragos en nuestro sueño”, afirma Margo.

“Acostarse después de comer una comida cargada de especias puede provocar acidez y una noche inquieta”.

Dijo que, si bien las cápsulas nocturnas pueden causar somnolencia, el exceso de alcohol puede impedir que se entre en las etapas más profundas del sueño. Esto da lugar a que al día siguiente se esté aturdido.

Así que, por desgracia, parece que muchas de las cosas más deliciosas para picar por la noche no se llevan para comer y dormir y no ayudan en absoluto a combatir nuestro insomnio.

¿La respuesta? Tal vez un tazón de avena con miel, plátano y almendras – tal vez mantener el pavo separado, a menos que eso sea lo tuyo.

Agradecemos tu interés en leer este post!

Sigue leyendo...

salud

Cuidados para no indigestarse en las cenas de fin de año

Publicado

en

En esta época de fin de año la comida es protagonista.

En las celebraciones familiares o empresariales platos como las piernas, el pavo, lomos, buñuelos, empanadas, tamales, ponche con fruta o bacalao abundan en las mesas. Sin embargo, hay que cuidarse para evitar problemas de salud. 

La indigestión se produce en la mayoría de los casos por exceso de comida y una de las recomendaciones primordiales es tratar de moderarse, indicó la especialista en medicina interna Fernanda Díaz. 

“Hay que evitar cantidades grandes de comidas ricas en grasa, moderar los carbohidratos, ya que pueden producir indigestión”, afirma Díaz. 

Otra recomendación de los especialistas es tener almuerzos ligeros, si ya sabe que tiene una cena abundante. 

Por otro lado evite las bebidas con gas, ya que este produce distensión abdominal, generando mayor sensación de llenura. Además, prefiera porciones pequeñas, coma despacio, mastique bien y si se siente lleno pare. 

Finalmente, no vaya a dormir después de comer, deje pasar unas horas antes de acostarse. 

Luego de una celebración con abundante comida, procure al día siguiente tener comidas ligeras. 

Además, los nutriólogos recomiendan que también que se puede tratar de variar en los platos, aunque sea difícil cuidarse por estos días, “que en ocasiones la ensalada sea la protagonista, señaló. 

Si hace caso omiso a las recomendaciones, para tratar la sensación de llenura y malestar, Díaz recomienda tomar comidas muy ligeras y mantenerse hidratado. En algunos casos las infusiones “de la abuela”, con cilantro, canela o manzanilla pueden ayudar. Pero en caso de “presentar vómito, fiebre, o dolor abdominal muy fuerte es mejor consultar al médico”. 

Agradecemos tu interés en leer este post!

Sigue leyendo...

salud

Beneficios de comer arúgula

Publicado

en

Mejor conocida como rúcula

Es un vegetal que crece durante todo el año y tiene grandes propiedades para la salud. Si amas comer este vegetal en ensaladas, pizzas e inclusive otro tipo de preparaciones te vamos a explicar algunas de sus valiosas propiedades.

Aquí te dejamos algunos de los beneficios de consumirla

Ideal para adelgazar

Foto: iStockPhoto

La arúgula es un vegetal que puede colaborar con la pérdida de peso. Al ser tan baja en calorías te permitirá utilizarla en todo tipo de preparaciones. Es un gran sustituto para remplazar otro tipo de alimentos calóricos, sobre todo si estás pensando en adelgazar. Además, al combinarlo con otro tipo de alimentos te saciará y no sentirás hambre al terminar de comer, como ocurre con otro tipo de vegetales.

Es perfecta para tu vida amorosa

Foto: iStockphoto

Comer arúgula es sinónimo de una vida amorosa mucho más activa, pues brinda una gran energía, lo que se traduce en una mayor duración en el acto sexual. Los efectos de este vegetal hoy en día se emplean para aumentar la libido e incrementar la energía para tener una noche de romance.

Cuenta con muchas vitaminas

Foto: iStockPhoto

La arúgula cuenta con una gran cantidad de fitoquímicos –que son las vitaminas provenientes de los vegetales– los cuales son los responsables de la lucha contra varias enfermedades crónicas como la diabetes y el cáncer, entre otras. Posee una gran cantidad de ácido fólico y también de vitaminas A, C y K, que proporcionan una mejor salud para los huesos y para el cerebro.

Es hidratante

Foto: iStockPhoto

Al igual que todas las verduras de hojas verdes, la rúcula o arúgula es altamente hidratante, sobre todo cuando el calor del verano es agobiante. Así que ya lo sabes: cuando el calor aprieta, para evitar la deshidratación no hay nada mejor que una refrescante ensalada de arúgula.

Posee muchos minerales

Foto: iStockphoto

La arúgula posee una gran variedad de minerales, todos ellos muy necesarios para la buena salud del organismo. Además, contiene altos niveles de hierro para evitar la anemia. Esto la transforma en un perfecto sustituto de la espinaca, sobre todo si realizas una dieta vegetariana y quieres incrementar tus niveles de hierro.

Sin lugar a dudas, la arúgula es un vegetal muy noble y que cuenta con grandes beneficios para la salud. Cuéntanos, ¿cómo sueles consumirla? ¿Conoces alguna receta para usar esta verdura y lograr una exquisita combinación? No dejes de compartir con las lectoras tus conocimientos de recetas y novedades respecto a esta planta tan benéfica.

Agradecemos tu interés en leer este post!

Sigue leyendo...
Advertisement

Suscríbete a boletín GM

Facebook

Twitter

Lo más visto

Derechos Reservados GastroMakers® 2021